Brasil
Typography

Durante su estancia en Río de Janeiro, Alan Woods, dirigente de la CMI (Corriente Marxista Internacional) visitó la sede nacional del PCB (Partido Comunista Brasileño) donde debatió tres horas con los dirigentes del partido. En esta discusión, el secretario general del PCB, Iván Pinheiro, habló  de la lucha que su fracción comenzó dentro del partido desde el final de la dictadura para corregir los errores anteriores y construir un partido verdaderamente comunista.

PCB_PinheroIván explicó  que esta había sido una lucha de varias décadas, primero a través de la construcción de una minoría en el Comité Central en la década de 1980, después, la batalla contra los liquidacionistas, que habían abandonado el partido para fundar un partido de derechas (PPS), y finalmente actualmente con una discusión dentro del partido para esclarecer y corregir su línea política.

Respecto a esto último, subrayó su crítica a los errores del pasado y a los errores del partido, como el intento de tomar el poder a través de un levantamiento en los cuarteles en 1935, y el análisis equivocado por parte del partido cuando éste planteó en 1964 que estaba “casi” en el poder justo dos semanas antes del golpe militar.

Ivan destacó que las enseñanzas de Marx y Lenin fueron tergiversadas en la antigua URSS y que esta fue la causa del fracaso de esa experiencia. También criticó la vieja teoría “etapista”, como un síntoma del reformismo y explicó que la lucha del partido hoy en día es por la revolución socialista, uniendo a los trabajadores de las ciudades y del campo y arrastrando a otras capas oprimidas.

Alan explicó el combate de la Corriente Marxista Internacional y de Esquerda Marxista (sección brasilleña de la CMI) contra el reformismo dentro del PT.  Recordó que la primera tarea de todo comunista, de todo revolucionario, es elaborar ideas y consignas claras. La segunda tarea es encontrar a los trabajadores allí donde están, que generalmente suele ser en las organizaciones reformistas de masas, y necesitamos de una orientación respecto a esas organizaciones, incluyendo la participación en estos partidos con el fin de ayudar a los trabajadores a adoptar un punto de vista comunista. Elogió al PCB por su intento de esclarecimiento político, y  los resultados positivos obtenidos hasta el momento.

Por último, ambos coincidieron en la necesidad de continuar el diálogo político que ya se está desarrollando con Esquerda Marxista y añadió que estaremos juntos en las grandes batallas que están por venir. Tanto Alan como Iván coinciden en que es esencial luchar por la victoria de Chávez en las próximas elecciones (2012), donde el destino de la revolución que tiene lugar en Venezuela estará en juego.