Venezuela
Typography

En una impresionante marcha donde participaron miles de trabajadores de varias empresas como Mitsubishi, Vivex, General Motor’s, Sidetur, Alcasa, Venezolana de Televisión, delegados de prevención de varias empresas como la Fábrica Nacional de Cemento, Cemex, trabajadores del Cuerpo de Bomberos del Distrito Capital, Balgres, Helados Efe y de las diferentes corrientes que hacen vida dentro de la Unión Nacional de Trabajadores, del Partido Comunista y del PSUV. Los trabajadores marcharon para exigir la pronta aprobación de la Ley Orgánica del Trabajo y de la Ley de los Consejos Socialistas de Trabajadores, antes de que culmine el actual período parlamentario en enero del año próximo.

Sin embargo, Oswaldo Vera de la Central Socialista de Trabajadores está planteando que se debe esperar al nuevo período parlamentario para ¡ver cuál es la opinión de los sectores de la Mesa de Ultraderecha con respecto a la Ley Orgánica del Trabajo! Estas insólitas declaraciones las dio en ANTV. Para Oswaldo Vera "el país puede escuchar como las cúpulas derechistas del empresariado venezolano no aceptará la reivindicación del empleado" es decir, hay  que discutir la ley del trabajo con el grueso de diputados que representan al sector patronal, a Fedecamaras, Conindustria (un ex Presidente de esta organización es ahora diputado por Lara).

Pero el día de ayer miles de trabajadores marcharon contra estas afirmaciones, demostrando que son una fuerza fundamental dentro del movimiento obrero organizado. Una parte importante de los trabajadores de empresas que han sido recientemente nacionalizadas están exigiendo sus reivindicaciones, sus derechos a discutir los contratos colectivos que tienen están atrasados desde hace tiempo como el caso de la Fábrica Nacional de Cemento. Lo mismo que trabajadores del sector público como los trabajadores de helados Efe, empresa del patrón derechista Lorenzo Mendoza de Empresas Polar. A su vez los trabajadores de Mitsubishi marcharon a favor de la ley, y contra los despidos masivos que calificaron desde el propio Ministerio del Trabajo.

La idea es poder acabar contra la impunidad en la que han venido actuando los patronos durante el período del Presidente Chávez, en una incesante campaña contra la revolución cercenando todos los derechos de los trabajadores. Esta marcha sin duda marcó un punto de inflexión en la revolución. Consignas como: “¡Contra el burocratismo y el capital!”, “¡Basta de terrorismo patronal!, “¡No a la conciliación, sí a más revolución!”, se hicieron sentir. Pero la que marcó toda la marcha fue sin duda: “¡La ley del trabajo la tienen secuestrada, los trabajadores la queremos liberada!”.

En la marcha hicieron además presencia un importante grupo de jóvenes de diferentes tendencias y del PSUV de Antímano y de otras parroquias de Caracas en solidaridad con los trabajadores en su justa lucha por sus reivindicaciones y por la ley orgánica del trabajo.

Camaradas de la Corriente Marxista Internacional participaron en la marcha, vendiendo nuestra prensa Lucha de Clases y la nueva revista panamericana América Socialista. Notamos un ambiente muy militante y logramos establecer contacto con sindicatos y grupos de trabajadores de todo el país, que están interesados en las ideas del marxismo revolucionario.

FOTOS: http://picasaweb.google.com/patrick.journalist?feat=flashalbum