Movimiento Obrero
Typography

Por segunda vez en el último año, la anterior fue previa a la huelga general en Euskadi del 21 de Mayo de 2009, el sindicato nacionalista ELA ha convocado a los trabajadores de las empresas subcontratadas de MERCEDES BENZ.

Esta reunión se da después de una serie de movilizaciones obreras convocadas por UGT y CCOO que han tenido lugar en las principales ciudades del Estado -el 27 de febrero en Bilbao- en la última semana de febrero, contra la ampliación de la edad de jubilación de los 65 a los 67 años.

Con este mismo motivo fue convocada por ELA-LAB y sindicatos afines una gran manifestación en Vitoria-Gasteiz, en la que participaron cerca de 4000 personas, con un mitin celebrado en el polideportivo de Mendizorrotza.

La reunión de trabajadores del parque de proveedores de Mercedes Benz, se desarrolló en el Palacio de Villasuso de Vitoria-Gasteiz siendo muy concurrida. Alrededor de 300 personas, todas ellas jóvenes trabajadores/as de no más de 40 años de edad, abarrotaban la sala.

La charla informativa, seguida con gran interés y participación por los trabajadores trató sobre la situación de las empresas de subcontratación como la empresa UNI-2, cuyos 200 trabajadores están en la disyuntiva de perder el empleo ó reducir sus puestos de trabajo y sus salarios. También otros delegados de empresas, como QUALITEC, expresaron sus previsiones sombrías sobre su futuro debido a la caída de la carga de trabajo.

Especial interés se despertó entre la audiencia cuando se abordaron temas como los ataques a las pensiones, que han sido presentados a la Comisión del Pacto de Toledo del Congreso de los Diputados para su aprobación y las propuestas de reforma laboral que se han hecho públicas en las últimas semanas.

Ante la magnitud de estos ataques, presentados didácticamente desde la mesa por los representantes de ELA, recordar que es el primer sindicato con representación en EUSKADI, con un discurso más radical en las palabras que en los hechos. Se produjeron algunas intervenciones que ponen de manifiesto la cuestión fundamental para los trabajadores, la unidad de acción sindical.

Algunos trabajadores intervinieron diciendo:

si los ataques a nuestros derechos sociales y laborales, a las pensiones y la Reforma Laboral, se realizan en Madrid, ¿Por que no hacemos unidad de acción con UGT y CCOO para luchar contra los ataques?.”

Frente a estas exigencias los dirigentes de ELA presentes en la reunión se escabulleron, respondiendo que:

Aquí se recaudan los impuestos y aquí nos tenemos que movilizar.”

Estos argumentos ponen de manifiesto que frente a la imperativa necesidad de unidad de acción de los trabajadores en todo el Estado (todos somos víctimas de estas políticas restrictivas de derechos que impone el capital), seamos vascos, asturianos, extremeños o andaluces, se anteponen otros intereses.

Esta respuesta, en estos momentos tan graves para los trabajadores vascos y españoles, demuestra la importante limitación que tiene el sindicalismo nacionalista para hacer frente a los problemas de los trabajadores exclusivamente en Euskadi y Navarra y sin unidad de acción.

La actitud unitaria expresada en la asamblea enseña a todos los sindicatos que deben defender la unidad y evitar la división del movimiento.

Esto está siendo comprendido por los trabajadores de los sindicatos nacionalistas que entienden de forma natural la necesidad de la unidad y no entienden en absoluto, y menos en la gravísima situación de crisis económica que nos sacude, movilizaciones no unitarias como la huelga del 21 de mayo, que no fue secundada de forma mayoritaria ni uniforme ni en la contratas ni en Mercedes Benz.

Las manifestaciones del 27 de marzo en Euskadi y Navarra, convocadas por los sindicatos nacionalistas, así como las promovidas por UGT y CCOO el 27 de febrero, son un paso adelante y expresan el malestar de los trabajadores, pero solo en unidad de acción todos los trabajadores podemos romper este cerco brutal a nuestros empleos, salarios y condiciones de trabajo a los que nos está sometiendo el capital.

Corresponsal en Vitoria-Gasteiz.